Actualidades: Profesor Jan Ryn: "Aparte del cocainismo, como vicio común entre los habitantes de los Andes, existe también el alcoholismo. En la vida cotidiana se puede observar la práctica del consumo del alcohol, en el periodo de las fiestas y rituales relacionados con ellas." El Reportaje en nuestra nueva edición./ Bernard Francou, glaciólogo francés: "Si Groenlandia y la Antártica se derriten, el nivel del mar subiría de 60 metros.Ciudades como Guayaquil, New York, New Orleáns y Londres desaparecerían...
Actualizado miércoles 18 de octubre 2017
Home Los últimos guerreros de los Andes
 
Tinku:Los últimos guerreros de los Andes PDF Imprimir Correo electrónico

 

El Tinku es la pelea-encuentro ritual, realizada por los descendientes de lo que fuera la Confederación guerrera de los Charcas, en este ritual anual pueblos enteros entablan peleas que a veces terminan en la muerte.

 

Esta costumbre se da, según algunas versiones, para que los combatientes alimenten con su sangre a la Pachamama, y así ésta pueda ser productiva durante todo el año.

Durante este ritual, los grandes Ayllus del norte potosino como los Machas, Pocoatas, Sacacas, etc. dividen el conjunto de las comunidades que los integran en dos mitades: Alasaya y Majasaya (mitad superior y mitad inferior respectivamente). Los miembros de cada una de estas mitades ocupan tanto tierras altas en las punas (4000 metros) como tierras bajas de valles, quedando por tanto miembros de Alasaya y Majasaya repartidos en ambos pisos ecológicos y conviviendo estrechamente.

 

Existe una hipótesis que intenta explicar el surgimiento de la división entre Alasaya y Majasaya como resultado de la guerra. Según esta hipótesis (Platt Tristan, 1988) los grupos guerreros aymaras procedentes del sur, al imponerse a la población local, pasaron a constituir junto a la población sometida, una sociedad dividida en mitades, en la que Alasaya -los vencedores - usarían a Majasaya -los vencidos- como sus “socios de entrenamiento” para la guerra.

El desarrollo del Tinku

Los Tinkus se realizan durante el periodo comprendido entre la finalización del carnaval (febrero-marzo) y la realización de la fiesta de Todos los Santos (noviembre). Este periodo en el Norte de Potosí corresponde a la época seca, momento en que las poblaciones concluyen sus cosechas y están “libres para jugar”. Durante todo este periodo, por tanto, se efectuará una secuencia de Tinkus en diferentes fechas y en diferentes localidades, en las que los encuentros sociales pueden reunir desde unas cuantas decenas de combatientes hasta varios miles.

La realización de estos Tinkus tiene, en todos los casos, establecidas fechas tradicionales para el encuentro, las cuales coinciden con fechas de festividades cristianas (por ejemplo la Fiesta de la Cruz de Macha el 3 de mayo, Exaltación el 4 de septiembre, etc.)

tinku proCoincidiendo con ello, los principales Tinkus utilizarán como espacio de encuentro (la palabra Tinku deriva de la palabra quechua tinkuy, que significa “encontrarse”) los antiguos pueblos coloniales que fueran establecidos por los españoles para el control y la catequización de la población indígena.

El día previo al inicio de la pelea, el conjunto de la población masculina de cada comunidad se congrega en el cerro sagrado de la comunidad donde vive el Tata Cruz, para pedir fuerza en la pelea. Durante toda la noche, al sonido de la música de jula-julas (flautas de pan) la comunidad khoa y ch’alla festeja en el cerro sagrado, simbolizado en la figura de la cruz cristiana. Al amanecer del día de la pelea, la tropa comunal inicia el largo viaje hasta el pueblo colonial donde se realizará el Tinku.

La comunidad marcha al son guerrero de la música de jula-julas, encabezada por el Tata Cruz (la cruz comunal) y las imillas (dos muchachas solteras que escoltan la cruz haciendo flamear banderas blancas). Durante el trayecto, la comunidad se reunirá con otras comunidades integrantes de la misma mitad, de manera que al llegar al pueblo colonial, una gran masa de combatientes hará su ruidoso ingreso al espacio de encuentro.

tinku bat

 Le Tinku es un rito; el juntarse en combate es una igualación. Matrimonio y Tinku atestiguan la íntima relación entre unión, copulación y enfrentamiento. El Tinku regula las tensiones internas del grupo y reafirma los linderos particulares de las unidades familiares y territoriales.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Los combatientes alimenten con su sangre a la Pachamama,y así ésta pueda ser productiva durante todo el año.

 

 

 
 

Indices Revista Andes

Couverture-Ed-130.jpg

www.lan.com

www.enjoytour.cl

www.gbtbolivia.com

Banner
Banner

QUIENES SOMOS

Linea EditorialEl Equipo